fbpx

Color de CÁNCER

Color de Cáncer: Por qué el PLATEADO tiene la mejor influencia?

El color plateado aumenta el poder para lograr la realización personal, pero también el valor para no desistir de los desafíos.

Para los nativos de Cáncer, el color plateado que se asemeja a la pureza y al poder espiritual inquebrantable ofrece un estado de felicidad verdaderamente intocable.

Además de dar esta impresión pura de profundidad sin fin, el color plateado hace que estas personas se vuelvan muy perspicaces y llenas de gran intuición.

Plateado el color de la suerte de Cáncer en pocas palabras:

El plateado despierta el interés y el deseo, pero también la sensación de misterio.
El nativo de Cáncer que lleva plata es un visionario que apunta alto.
El color plateado aumenta las tendencias artísticas, la ambición y puede calmar las ansiedades.

Son sensibles y emocionales, permitiendo que sus emociones surjan hacia adelante, tocando a todos y sanando a los que sufren en el mundo.

Por qué el color Plateado es tan bueno para los Cáncer

El plateado tiene muchos significados y en general, el progreso tecnológico se asocia a ella, a los últimos descubrimientos y a lo trascendente, a lo eternamente bello y al esplendor del mundo.

Señala la elegancia subyacente y la gracia dominante que posee la riqueza. Por eso se asocia también con la propia imagen interior y la confianza en sí mismo, con lo mucho que uno se apreciaría a sí mismo.

Esto, en sí mismo, es un tesoro que va mucho más allá de las riquezas materiales. No sólo crea la impresión de que uno es amable, benévolo y con buenas intenciones, sino también sabio, digno de toda admiración y respeto. Convierte las percepciones negativas en positivas, inspirando a la gente a mirar con esperanza hacia el futuro.

El color por excelencia del Cáncer, el plateado, está estrechamente conectado a la Luna, asemejándose a la energía tranquila y calmante que nuestro satélite natural está enviando cada noche.

El blanco es también uno de los colores que más influyen en estos nativos, haciéndolos parecer intocables, por encima de los demás, en sintonía con un poder trascendente, a un nivel diferente.

Siempre consiguen calmar a la gente enfadada, infundir una sensación de paz y relajación, una sensación mística de que no hay nada que valga la pena discutir.

El plateado es el color de la intuición elevada, de la comunicación espiritual, por lo que estos nativos son probablemente introvertidos que meditan de vez en cuando. La introspección significa un camino hacia la autorrealización y la búsqueda de respuestas.

Los nativos del cáncer que se sienten atraídos por el color plateado probablemente tendrán poderosas tendencias artísticas, posiblemente en la forma de propensiones literarias.

Pueden escribir poesía o novelas, pueden encontrar un trabajo donde puedan satisfacer estas necesidades creativas como un traductor o un escritor de contenido.

Dondequiera que encuentren la oportunidad de dejar ir y desatar sus esfuerzos imaginativos, lo harán sin pensarlo mucho.

Además, no sólo les gusta probar cosas nuevas, descubrir el mundo y esforzarse por lograr la realización personal, sino que tampoco se apartarán de los desafíos. Para aquellos que aman el plateado, el éxito está a un paso de distancia.

Aquellos que usan los poderes milagrosos de este color de manera constructiva experimentarán un período floreciente. Serán ambiciosos, les resultará increíblemente fácil concentrarse y asumir sus responsabilidades y tomar buenas decisiones de improviso.

Sin embargo, aquellos que elijan vivir sin un código de conducta y carezcan de principios encontrarán que el plateado es negativo.

Hará que se vuelvan indecisos, ansiosos, inseguros de sí mismos y el aire general de superioridad se desvanecerá, reemplazado por el desprecio, la fealdad y la mezquindad.

Generalmente, los cánceres vestidos de plata son muy bonitos y atractivos para el sexo opuesto, llenos de gracia y elegancia y muy templados.

En lugar de permanecer fijo en el pasado y arriesgarse a involucrarse demasiado en los fracasos o arrepentimientos del pasado, el Cáncer poniéndose plata es un visionario que apunta alto, mirando hacia el futuro con una perspectiva inspirada.

Este individuo preferiría dejar de lado los sentimientos y concentrarse en el realismo, las perspectivas racionales que realmente pueden ayudar a lograr los objetivos que se persiguen. Por otro lado, ser demasiado idealista y soñador tampoco es deseable ya que llevaría a un estado de estancamiento en el que carecería de poder para tomar decisiones.

Por lo general, son personas sensibles y emocionales, por lo que les resulta muy fácil averiguar lo que piensan los demás y cómo lidiar con ello.

Necesitan mantenerse a salvo y seguros de cualquier peligro externo, especialmente de tipo emocional. Cuando otras personas traicionan sus expectativas o las ofenden de alguna otra manera, las repercusiones son nefastas, demasiado graves para asumirlas al pie de la letra.

En cambio, necesitan retirarse en su caparazón y el plateado también ayuda con esto, ocultándolos mejor, escondiéndolos en un mundo totalmente cerrado donde nadie tiene acceso.

Canalizando el poder de los colores

El Cáncer es el nativo gobernado por la Luna, que todos sabemos se asemeja a una gran gema plateada, la más brillante en el cielo nocturno. Como tal, los colores claros, en general, son beneficiosos y tendrán una influencia positiva en ellos, en general.

Los colores más oscuros, por otro lado, disminuirán su vitalidad y los harán sombríos, indiferentes, tristes e infelices. El rosa, por ejemplo, los sacará de su zona de confort e infundirá una sensación de confianza, reparará todas las heridas y reparará lo que se ha deshecho.

Los cánceres son adaptables y tienden a cambiar con el viento, sólo para encajar en cualquier lugar y el rosa tiene tal influencia en ellos. Les hace abrirse al cambio y crecer aún más rápido cuando experimentan cosas nuevas.

Románticamente, este signo es uno de los nativos más románticos de todo el zodíaco, especialmente ahora con la sensibilidad añadida que le dan los colores rosado y púrpura que los rodean. Las relaciones van y vienen, pero el amor permanece por toda la eternidad.

Los sufrimientos son muy comunes también ya que no todos piensan lo mismo. Los dos colores claros les ayudan a superar esas decepciones mucho más rápido y sin sufrir tanto.

Si, por ejemplo, tienes que pensar bien las cosas o estás pasando por un momento difícil, entonces considera comprar un vestido rosa, para mujeres, o una camiseta rosa para hombres. Instantáneamente hará que todo parezca transitorio y mucho más fácil de soportar.

El rosa tiene el efecto de disminuir las perspectivas negativas, de voltearlas sobre su cabeza. Derribaría los muros de los estereotipos y la superficialidad con la que se han rodeado.

Las vibraciones espirituales de este bonito color los afectarán lenta pero constantemente, abriendo su mente, haciéndolos más tolerantes y comprensivos.

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *